Corazón contento: estudiantes de Súmate desplegaron todo su conocimiento

Publicado el 25/11/2021

“Un día cualquiera” se llamó la actividad preparada para los jóvenes de Súmate que durante este 2021 se perfeccionaron en los oficios de gastronomía, estética, peluquería y banquetería.  Los tres colegios que participaron se adueñaron del hito culinario anual para ofrecer platos, jugos y momentos con sabor a sus invitados. Aquí te contamos más.

Por María Luisa Galán

El desayuno, almuerzo y la hora de té son puntos de inflexión importantes en el día a día de los chilenos porque en muchas familias marcan la rutina de la casa. En torno a ellos es que la fundación Súmate organizó su Gala de Oficios, a la que tituló “Un día cualquiera en Súmate” y que consistió en que los estudiantes de sus colegios de reingreso –Padre Álvaro Lavin, Nuevo Futuro y Betania– alimentaran y agasajaran a sus invitados según el momento culinario designado.

Cada establecimiento lo realizó de forma particular con sus estudiantes de gastronomía, banquetería, estética y peluquería. Y al igual que los concursos gastronómicos de la televisión, los jóvenes fueron grabados mientras cocinaban y preparaban todo para sus invitados, incluido incluso en maquillaje y peinado. Todo este material audiovisual fue luego transmitido en un Live a través del canal de Youtube del Área de Vinculación con el Medio de la fundación y que estuvo bajo la conducción de Isidora Araya, profesional de la Dirección Social y Educativa de la misma entidad.

Siguiendo con el modelo de los programas de la tevé, además de la emisión de los videos, se hicieron enlaces en vivo con los tres colegios. Cuando daban el pase a los corresponsales por cada establecimiento, se hacía patente la algarabía de los jóvenes y el orgullo de sus talleristas, quienes en directo entregaron los diplomas de reconocimiento a estos talentosos grupos de estudiantes de Súmate.

COMER, ENCHULAR Y AMAR

El primer colegio en presentarse fue el Padre Álvaro Lavín de Maipú con un desayuno de campeones y regaloneo para sus invitados, que fueron compañeros de otros niveles. El menú fue variado: ensaladas de frutas, palitos de queso hechos a mano acompañados de una salsa de yogurt y palta, queque de chocolate y arándanos, entre otros. En paralelo, las jóvenes practicaban sus conocimientos de maquillaje, peinado y manicure.

Vaythiare Lavín, del primer nivel medio, dijo: “Fue una bonita experiencia, confié en las chiquillas para que ellas me maquillaran. Están aprendiendo, pero nada que decir, súper expertas”. Natalia Morales, jefa de formación del establecimiento, señaló: “La importancia de los oficios en la formación de los jóvenes que llegan a nuestras escuelas tiene directa relación en que fortalece sus procesos de incorporación y de habilitación para ser parte de la sociedad de forma activa, reforzando su confianza para poder incorporarse laboralmente en espacios que puedan ser sus proyectos de vida”.

El almuerzo estuvo a cargo de la escuela Nuevo Futuro de Lota. Hicieron empanadas de cóctel en dos variedades: carne y camarón, además de chilenitos y pebre, entre otros. Synthia Conejeros, la profesora que lideró esta preparación, señaló. “Ha sido un trabajo de meses donde los chicos han podido reconocer sus capacidades, darse cuenta del potencial que tienen. Son unos tremendos cocineros. Ellos hicieron un rescate de los productos de Lota, haciendo distintas recetas que recordaban de sus casas”.

Lo invitados quedaron felices y contentos. Filomena Unda, presidenta de la junta de vecinos, fue una de las invitadas a la degustación y dijo: “Me alegra la motivación que tienen estos jóvenes para salir adelante. Me da gusto estar acá y muy ricas las cosas que preparan”. Asimismo, Catherine Vargas, directora del jardín “Las Abejitas”, también opinó: “Me parece fabuloso que existan estas instancias para validar a estos jóvenes. Felicidades al colegio Nuevo Futuro”.

Margot Gutiérrez, jefa de Unidad Técnico Pedagógico (UTP) de Nuevo Futuro, se refirió a esta actividad. “La formación de oficios para nuestros estudiantes ha sido una gran oportunidad de desarrollo porque han podido tantear terreno en este rubro de la gastronomía y, por sobre todo, les ha permitido poder mirar con expectativa y futuro las expectativas laborales que tengan al término de su formación”.

David, uno de los jóvenes participantes, estaba orgullo de su participación. Antes de finalizar la transmisión en vivo dijo que en estas instancias “se aprende a tener ética, respeto, compañerismo, recetas, comidas, postres. Ciento por ciento recomendable, por si quieren ser ayudantes de cocina en restaurantes”.

El último plato estuvo a cargo del colegio Betania ubicado en La Granja. Los jóvenes prepararon la once y embellecieron a sus apoderados. Jugos de frutillas, sándwiches, mango, torta de amapola con crema de mocca y torta de ganaché con chocolate y arándanos, fueron algunos de los dulces que degustaron, todo acompañado de un estricto repaso de la cristalería y mantelería. Además, en estética regalonearon con maquillaje, peinado y manicure.

Las profesoras quedaron dichosas con el resultado. En el enlace en directo, la tallerista de estética, Daniela Carvajal, sostuvo: “Las chicas quedaron encantadas. Lo dieron todo, entregaron su conocimiento, el cariño y lo mejor de sí mismas”.  Se unió a la opinión, Teresa Vásquez, de banquetería: “Fue una experiencia súper grata. Los chiquillos motivados, encantados. En la gala entregaron todo, así que estoy feliz de haberlos visto atender a los apoderados”. Carmen Gloria Caro, de gastronomía, agregó: “Nosotros tuvimos la oportunidad de preparar todas las cosas ricas que degustaron los  invitados. Fuimos los gestores de la comida, así que ese día estábamos nerviosos, pero luego felices de que le dijeran que todo estaba rico”.

Vinka Valdés, apoderada, agradeció la invitación: “Están demostrando que son capaces”, dijo. Ivette Castillo, señaló también: “Me ha parecido súper bonita esta experiencia, súper cómoda, las niñas súper bien. Se portaron un siete. Y los chicos me trajeron un café muy rico, así que tuve una experiencia súper linda”.

María José Negrón es la jefa de UTP de Betania, y en el video enviado a la transmisión por Youtube, dijo: “Este año tenemos tres oficios: peluquería y estética, banquetería y gastronomía. Tenemos cerca de veinte chiquillos que van a optar a un proceso de certificación y han logrado tener un proceso sistemático que a nosotros nos tiene muy contentos. Sentimos que el programa de formación de oficios en la escuela es vital para poder desempeñar cualquier labor independiente de si el chico continúa o no con el rubro que está tomando hoy”.

No sólo los apoderados y los docentes quedaron felices. Los jóvenes también. Romina Mundaca, de estética, señaló. “Me pareció muy bien. He conocido a hartas amigas y la profe muy buena onda. Lo recomiendo porque se aprende mucho y si uno quiere estudiar esto, es una buena puerta de entrada”.

Si quieres ver esta transmisión en vivo, la puedes seguir aquí, con la advertencia que se te hará agua la boca.

Más Noticias