Main Donate Form

$ 0

Claudia Asmad Palomo:

Nueva directora del Servicio Nacional del Adulto Mayor

Como directora subrogante en la Dirección Nacional de Senama a partir del cambio de gobierno, la profesional fue designada por el Presidente Boric en el cargo tras participar de los concursos en el sistema de Alta Dirección Pública (ADP).

Por Comunicaciones Hogar de Cristo

El 6 de octubre de 2022, el Ministerio de Desarrollo Social y Familia dio a conocer mediante un comunicado la designación de Claudia Asmad Palomo como nueva directora del Servicio Nacional del Adulto Mayor (SENAMA), cargo que ella había ejercido en forma subrogante desde el cambio de gobierno.

También se anunciaron otras dos importantes designaciones por parte del presidente Gabriel Boric ese mismo día: la de Daniel Concha, como nuevo director del Servicio Nacional de la Discapacidad (SENADIS), y la de Gabriela Muñoz Navarro, ex directora de la zona centro en Hogar de Cristo, como nueva directora nacional del Servicio de Protección Especializada a la Niñez y Adolescencia (Mejor Niñez).

Claudia Asmad Palomo es enfermera matrona de la Universidad de Valparaíso, diplomada en Marketing Digital de la Universidad del Desarrollo, diplomada en Metodología de la Investigación Clínica de la Universidad de Chile, con especialización en Educación para el Adulto Mayor en la Universidad Mayor y en este momento cursa un Master en Gerontología en la Universidad Internacional Iberoamericana.

Tiene experiencia laboral tanto en el servicio público como privado. Fue directora técnica y directora de Establecimiento Larga estadía para Adulto Mayor y posteriormente, Jefa de la División y Gestión Territorial de SENAMA.

LEY INTEGRAL PARA UN PAÍS QUE ENVEJECE

Recién en agosto pasado, como directora subrogante del SENAMA, expuso sobre la importancia del proyecto de ley integral de personas mayores que se encuentra en sus últimos trámites legislativos en el Congreso.

Lo hizo junto a la asesora jurídica de SENAMA, Tania Mora, en el marco de la escuela de invierno de la Asociación Chilena de Municipalidades, para dar a conocer los principales aspectos y modificaciones que se le han realizado al proyecto de “Ley Integral de Personas Mayores y de Promoción del Envejecimiento Digno, Activo y Saludable”.

En esa oportunidad, Claudia Asmad destacó “la importancia de generar una ley que permita fortalecer a las personas mayores en diversos ámbitos, donde el Servicio Nacional del Adulto Mayor tenga mayores atribuciones que permitan resguardar los derechos de este grupo de la población”.

Sin duda que se trata de un tema relevante, dadas las recientes cifras dadas a conocer por el Instituto Nacional de Estadística (INE) respecto al acelerado proceso de envejecimiento que vive la población chilena. El porcentaje de personas de 60 años y más que vive en Chile, respecto a la población total, ha ido aumentando progresivamente en las últimas décadas, y si bien en 1992 este grupo etario equivalía al 9,5% del total de habitante del país, en 2022 aumentó al 18,1% y se espera que en 2050 las personas mayores equivalgan al 32,1% de la población.

María Isabel Robles, directora de la línea Adulto Mayor de Hogar de Cristo, comparte plenamente la importancia del proyecto de ley de envejecimiento digno y saludable:

“Para el Hogar de Cristo es una gran preocupación contar políticas adecuadas para el envejecimiento de la población en Chile. La pobreza, la vulnerabilidad y la soledad que enfrentan muchas personas mayores en Chile, quedaron en evidencia durante la pandemia. En este sentido, generar mejores condiciones para un envejecimiento digno y saludable requiere de políticas públicas con foco en servicios de apoyo y cuidados de largo plazo ambulatorios y domiciliarios, donde las residencias son necesarias como medida de última ratio, de manera que las personas mayores se mantengan viviendo en su comunidad. Los apoyos y cuidados para las personas mayores deben ser de acuerdo a sus distintas necesidades y niveles de dependencia, de manera que puedan llevar a cabo las distintas actividades de la vida diaria y, también, sentirse acompañados. Este es un tema que las personas mayores han planteado con mucha claridad: una de sus mayores preocupaciones es la soledad”.

A su juicio, el proyecto de ley de envejecimiento digno y saludable recoge muchos de estos temas, siendo mejorado en la discusión parlamentaria. “Esperamos que pronto sea aprobado porque permitirá una mejor calidad de vida para las personas mayores desde una perspectiva de derechos. Nos parece un importante avance desde la política pública con miras al aumento de la población adulta mayor de aquí al 2050”.

Hogar de Cristo le desea a Claudia Asmad mucho éxito en su gestión como nueva directora del Servicio Nacional del Adulto Mayor.

FOTOGRAFÍAS: FACEBOOK SENAMA


Donar

Noticias Relacionadas
Noticias

Navidad junto al Greench y los Pascuerences

La Navidad está lleno de panoramas. Pero este es uno sinigual. Mezcla la magia de la solidaridad, con entretención y tiempo para estar en familia. Se trata del último Encuentro Solidario...