Main Donate Form

$ 0

Marcela Vargas, subgerenta de Reclutamiento y Selección:

“Aspiramos ser una organización referente en inclusión laboral”

Una invitación a transformar la cultura laboral en una cultura inclusiva es la que hace la ejecutiva de la Dirección de Personas a todos los trabajadores y trabajadoras de Hogar de Cristo, partiendo por los líderes. “La Ley de Inclusión Laboral es mucho más que centrarse en un número, en una meta, es una tarea de todos y un cambio de mentalidad”, afirma.

Por María Teresa Villafrade

Desde el 2018, se está aplicando la Ley de Inclusión Laboral 21.015 que establece la reserva del 1 por ciento de los empleos para las personas con discapacidad, en  todas las organizaciones con más de cien trabajadores. Ya sea que tengan credencial de discapacidad o estén pensionadas por invalidez bajo cualquier régimen previsional de un organismo público o privado.

Marcela Vargas, subgerenta de Reclutamiento y Selección de la Dirección de Personas en Hogar de Cristo explica:

“Como organización estamos en una constante transformación y, siendo una fundación tan inclusiva, no podemos menos que aspirar a convertirnos en una institución referente en esta materia. Nosotros queremos proponer un compromiso de todas las direcciones y sus líderes principalmente, para pesquisar en sus equipos a personas que nos van a ayudar a transformar nuestra cultura laboral en una cultura inclusiva”.

Agrega que la ley establece un cumplimiento que es por RUT, y en Hogar de Cristo hay distintos por lo que todos los años, en el mes de enero, la Dirección del Trabajo fiscaliza tomando en consideración el ratio del año anterior.

“Todavía nosotros no cumplimos, pero más que centrarme en el número, prefiero contar lo que hemos hecho y cómo estamos logrando transformarnos en una organización con una cultura inclusiva, porque es un cambio tremendo y verdaderamente importante. Esta es una tarea de todos, no sólo de un área, de todos los trabajadores y trabajadoras. Nuestro cambio debe partir desde nosotros porque si eso no está, lo demás es simplemente un número”.

EL TELETRABAJO FAVORECE LA INCLUSIÓN

Para lograr esta cultura inclusiva se partió con una campaña de concientización y capacitación de equipos específicos como el de la Subgerencia de Reclutamiento y Selección respecto a la nueva legislación. También existen cursos disponibles en cualquier momento a través de la Escuela de Formación. “Es parte de la malla de la escuela, es uno de sus cursos ancla”, añade Marcela Vargas.

Se formó además una Comisión liderada por la Dirección de Personas, a cargo de Francisca Correa,  para promover este cambio en nuestra cultura organizativa y abrir las vacantes que están disponibles en Hogar de Cristo para personas con discapacidad.

“Este es un camino de largo recorrido. Es un mito creer que las personas con discapacidad solo pueden trabajar en áreas de soporte. De inmediato, la gente se imagina a una persona en silla de ruedas, se piensa en la discapacidad física, pero hay múltiples formas de discapacidad: algunas son sensoriales, síquicas y desde la perspectiva de los cuatro tipos de discapacidad que establece la normativa, es importante entender que un asistente de adulto mayor con discapacidad visual o auditiva puede trabajar sin inconveniente en alguno de nuestros programas. Para que se puedan incorporar va a depender de su grado y tipo de discapacidad”,  señala la profesional.

La llegada de la pandemia trajo consigo el teletrabajo lo que amplió el abanico de oportunidades para quienes tienen algún tipo de discapacidad. “Como organización nos favorece que el teletrabajo haya llegado para quedarse porque impulsa positivamente la inclusión. Si pensamos en nuestra casa matriz, por ejemplo, ésta aún no cuenta con infraestructura inclusiva todavía”.

Además de la ley 21.015 está la Ley 21.275, que establece el cargo de gestor de inclusión laboral dentro de las empresas y organizaciones, los que serán certificados por Chile Valora. “Desde su entrada en vigencia, estamos comprometidos con su cumplimiento”.

ORIENTACIONES ESTRATÉGICAS 2021-2025

Para la subgerenta otro aspecto destacable de Hogar de Cristo es que la inclusión está dentro de sus orientaciones estratégicas 2021-2025:

“Como organización, nosotros tenemos que garantizar el acceso al empleo a todas las personas, con equidad e igualdad, para garantizar su participación en la sociedad. Somos una fundación inclusiva y de eso tenemos que dar cuenta. En nuestras orientaciones estratégicas 2021-2025 está escrito que queremos ser una organización ágil, colaborativa e inclusiva inspirada en los principios de justicia, dignidad y solidaridad”.

Esto significa que al momento de recibir un currículum no debe existir ningún sesgo, menos aquellos relacionados con que una persona con discapacidad no puede tener el mismo nivel de desempeño y de competencias que una persona sin discapacidad.

“Ese mito revela un desconocimiento de lo que es la discapacidad y la inclusión, por lo tanto, hoy es muy relevante formarse y colaborar desde la comunicación interna y externa, proyectarnos como una organización inclusiva. Hemos ido sumando pequeños hitos como la creación del Comité por la Inclusión, en la que mi Subgerencia debe hacer propuestas innovadoras y avanzar en los desafíos institucionales. Por ello, lo primero que hicimos el 2021 fue levantar la información respecto a las personas con discapacidad que trabajaban con nosotros”.

Así, se constató que 11 personas con discapacidad trabajan actualmente en Hogar de Cristo.

“En esta detección entre todos los RUT tenemos a 11 trabajadores con discapacidad, ya sea que tenían su credencial o su pensión de invalidez. Hay otros que manifestaron tener una discapacidad pero que aún no han tramitado su credencial, es un tema sensible porque no se puede obligar a nadie a hacer este trámite, algunos temen ser discriminados o sencillamente no ven como discapacidad algo con lo que han podido trabajar muy bien siempre”.

A través del área de Prevención de Riesgo de Hogar de Cristo se obtuvo una asesoría por parte de  la Asociación Chilena de Seguridad sobre la implementación de la ley. Posteriormente se hicieron modificaciones a las fichas de reclutamiento para activar la búsqueda de estas personas desde la solicitud que realiza una jefatura cuando pide reclutar un cargo específico.

“También nos hemos vinculado con entidades expertas en estas materias como la Fundación Tacal, Avance Inclusión, Fundación Descúbreme y las Oficinas Municipales de Información Laboral (OMIL). Supimos, por ejemplo, que en Walmart tienen toda una subgerencia de discapacidad e inclusión”, dice.

CAMPAÑA DE ATRACCIÓN DE TALENTOS CON DISCAPACIDAD

Tan importante como es incorporar un trabajador o trabajadora con discapacidad, que sea bien recibido por su jefatura y compañeros de trabajo, es su retención, que se mantenga en el tiempo porque realmente se siente a gusto trabajando en Hogar de Cristo. Y más importante aún, porque no es discriminado o discriminada.

La subgerenta de Reclutamiento y Selección, Marcela Vargas.

En la Comisión de Inclusión participan representantes de distintas áreas: la Escuela de Formación, Estudio y Control, la Dirección Social Nacional, el área jurídica, Prevención de Riesgo, Comunicaciones Internas, Reclutamiento, Providencia SA (representada por Luis Seguel), Anexo y Contrato, y también Infraestructura.

Se inició una campaña de atracción de talentos con discapacidad entre los mismos trabajadores. “Queremos atraer el talento de 17 personas más con discapacidad y quién mejor que nuestros propios colaboradores para cooperar en esta búsqueda ya que ellos conocen mejor que nadie nuestra organización. También publicamos nuestras ofertas laborales en todos los portales de trabajo y en la Bolsa Nacional de Empleo que es donde establece la ley”.

Sin embargo, Marcela Vargas señala que todas las organizaciones y empresas con más de 100 trabajadores contratados están haciendo lo mismo, lo que añade otra dificultad:

“Mirándolo bien esta ley no fue pensada realmente basándose en que exista esa fuerza laboral con discapacidad para que todos puedan cumplir con ese uno por ciento que establece la ley. Por eso, una de las tareas importantes de la Dirección Personas fue fijar metas por dirección para poder cumplir la meta. Es una tarea muy compleja, hay un mercado que está lucrando con base de datos de personas con discapacidad”, dice.

La misión de Hogar de Cristo, que nos llama a trabajar por los más excluidos, nos recuerda que por mucho tiempo las personas con discapacidad han sido discriminadas y excluidas del sistema laboral. Si eres trabajador o trabajadora de la fundación y conoces una persona en tu entorno que quiera ser parte de la organización de beneficencia con mayor presencia nacional y presenta algún tipo de discapacidad, tiene enseñanza media completa y credencial de discapacidad y/o pensión de invalidez, refiérela al correo reclutamiento@hogardecristo.cl indicando en el  asunto “Campaña Referidos 2022”.

¡La inclusión es tarea de todos!

PD: Las fotos son de archivo, referenciales y no corresponden a trabajadores con discapacidad.

Noticias Relacionadas
Noticias

¿Hubo justicia para las niñas de la Anita?

Por Carolina González, jefa de operación social Hogar de Cristo Valparaíso Como psicóloga y perito forense con años de experiencia, sé que es imprescindible que la justicia penal sea condenatoria con...