Main Donate Form

$ 0

Teatro Municipal comparte tesoro cultural

con jóvenes de Súmate

Gracias a su programa “Municipal + Cerca”, el principal escenario capitalino entregó a la fundación educacional del Hogar de Cristo, Súmate, un compendio con material digital que se traduce en obras de ballet, ópera y mini documentales, entre otros. Una gran oportunidad de acercar el arte a los estudiantes más vulnerables de Chile.

Por María Luisa Galán

Grandes ballets y conciertos presentados por el Teatro Municipal de Santiago y que hoy forman parte de su colección audiovisual, es lo que contempla el impresionante y rico material que la institución cultural donó al Hogar de Cristo y a su fundación Súmate. Se trata de los populares “Cascanueces” y “El Lago de los Cisnes”, los conciertos “La noche de Beethoven”, “Beethoven y el violín” y “Respiro Nocturno”, y 60 videos con mini documentales y piezas de ópera. La donación es posible gracias al programa “Municipal + Cerca”, una iniciativa que nace durante esta pandemia destinada a ampliar el alcance de las artes. Un aporte que los profesores de las escuelas de reingreso califican de “única y sorprendente”, por su riqueza cultural y la posibilidad que tendrán los estudiantes de acercarse a un universo desconocido para algunos.

Francisca Muñoz es profesora de historia en el colegio Padre Álvaro Lavín, ubicado en Maipú, y está feliz de poder contar con este dossier para sus clases, sobre todo en estos días de pandemia en que los docentes buscan innovar. Sobre el tesoro cultural donado, comenta: “Este material no es sólo una oportunidad de aprendizaje, sino también de adquirir cultura. Los jóvenes jamás han ido al Teatro Municipal y tampoco han tenido la oportunidad de tener acceso a estas obras, de las que no tienen conocimiento de que existen o si las han visto o escuchado, es muy lejano”.

Fundación Súmate cuenta con cinco escuelas de reingreso para jóvenes excluidos del sistema escolar, cuatro están en Santiago y uno en Lota. La mayoría proviene de una situación de vulnerabilidad social, en donde el acceso a la cultura muchas veces les es esquivo, por eso la donación se recibe como una gran ocasión para incorporar este material a la agenda de los docentes. “Uno les pregunta si han ido al teatro, y en general dicen no; entonces mucho menos van a haber podido ir al Municipal a ver una obra, que es un poco más formal, dirigido a un público que le gusta la ópera, algo que no es cercano para los jóvenes. Nosotros lo visualizamos como una oportunidad para generar instancias para invitar a los estudiantes como a una ‘tarde de cine’, pero es a una ‘tarde de teatro’”, dice Francisca, quien vio “Cascanueces” cuando niña, gracias a una entrada que le consiguió su mamá.

Para Macarena Ibarra, profesora de lenguaje en el colegio Padre Hurtado, de Renca, las obras donadas por el Teatro Municipal también le abren una oportunidad como docente y a sus estudiantes de básica. “Es interesante que conozcan este material, incluso, cuando se pueda, realizar una visita al Municipal y ver un tras bambalinas. Sería provechoso mostrarles otra área que no es común en su cultura y poder compartir con niños de su edad. Por lo que me di cuenta a través de los videos, hay un ballet de niños y sería interesante que ellos les contaran su experiencia. Todo lo que implique apertura a visiones, a cultura, a lo que sea, es importante para ampliar sus conocimientos”, dice.

Otro punto en el que coinciden las profesoras, es que el material les permitirá trabajar en conexión con otros ramos. “Son obras que se pueden usar y articular con otras asignaturas, como con arte e historia, porque hay elementos en las obras que tienen que ver con la historia de Chile, otros con la estética y algunos para los más pequeños”, comenta Macarena.

A su vez, les posibilita enlazarlos con su realidad. “Nos encontramos con estudiantes a los que les gusta el arte. Hay algunos que van a trabajar a los semáforos, que les gusta la parte teatral, la danza. Y, dentro de esos espacios, a veces no encuentran un lugar para irse desarrollando, lo ven lejano, entonces esta es una forma de acercarles estas alternativas, que vean también dónde se pueden desarrollar y optar por ese camino. Es una forma de que puedan proyectarse, de visualizar lo que les gusta y acercarse a algo que no han tenido acceso”, comenta Francisca.

Ante este aporte que el Teatro Municipal está haciendo a la educación de niños y jóvenes que algunas vez estuvieron excluidos del sistema escolar, Carmen Gloria Larenas, su directora general, comenta: “Creamos el programa Municipal + Cerca para llegar a las personas y tocar su corazón con las artes que cultivamos en tiempos complejos. Estamos sinceramente felices de que continúe dando frutos. Ahora el material entregado también será un aporte para los niños y jóvenes de Fundación Súmate del Hogar de Cristo. A través de él, sus profesoras y profesores tendrán la valiosa oportunidad de acercar a las nuevas generaciones a la música, la ópera y el ballet”.

Dona Aquí

Noticias Relacionadas
Noticias

Jóvenes lo dieron todo en el primer Jugao 2022

Desde la sala Celso Furtado de la Cepal, en Santiago, comenzó la primera ronda de Jugao, el gran torneo de debate interescolar que desde hace tres años organizan las fundaciones Padre...

Noticias

Global Teacher Prize es el Oscar de los educadores

Sergio Elgueta (33) estudió Pedagogía en Historia en la ex Universidad UCINF, hoy perteneciente a la Universidad Gabriela Mistral, y cuenta que al día siguiente de haberse titulado encontró trabajo en...